Termostato Nest

Google pretende hacernos la vida más fácil en todos los sentidos, apostando por el internet de las cosas y la creación de viviendas domóticas, que nos ayuden a reducir nuestros gastos. Entre esos servicios, el Termostato Nest es de los más interesantes: favorece el ahorro en el hogar, pero también un ahorro energético al ser capaz de «aprender» las necesidades de nuestra vivienda.

Este pequeño aparato, circular, funcional y de estilo moderno se está convirtiendo en un elemento imprescindible de muchos hogares. Aunque en España, los termostatos aun no son muy populares, la compra de Nest por Google puede provocar un cambio y cada vez será más frecuente encontrarlos en las casas.

Con un diseño circular y moderno el Termostato Nest es fácilmente reconocible

Características de termostato NEST

Este termostato se integra con tu sistema de caldera y cuenta una conexión wifi que te permite realizar los cambios de temperatura que quieras en tu casa, sin necesidad de estar y con una simple aplicación de móvil. De esta forma, podrás mantener en todo momento el control de la temperatura de tu hogar y, por tanto, reducir el gasto energético.

Por otro lado, NEST es capaz de aprender las necesidades de tu hogar y las tuyas propias. Mediante un sistema de recopilación de datos es capaz de prever cuándo llegarás a tu casa, en que momento está más fría y necesita subirse la temperatura o a qué horas suele estar vacía y solo necesita un mantenimiento. Google en estado puro.

Cuenta con una interfaz sencilla, para la que apenas necesitarás conocimientos. Google ha tratado de atraer a un público no experto, convirtiendo el internet de las cosas y la domótica en algo popular y a disposición de los usuarios recién iniciados.

Instalación del Termostato NEST

Según los expertos de Google, la instalación del Termostato NEST es realmente sencilla y en menos de dos horas lo tendrás en perfecto funcionamiento. Tan sencillo que podrás colocarlo personalmente sin necesidad de obras engorrosas. O, puedes constatar quien te lo instale. Aunque los pasos son realmente secillos:

Al extraerlo de la caja encontraremos todo lo que necesitamos (salvo un destornillador). El primer paso es desintestinar nuestro antiguo termostato y anclar el nuevo en su lugar. Debes tener en cuenta que el Heat Link (es decir, la caja de control) necesita ser conectada a la red; pero puedes aprovechar la instalación previa y enchufar los dos cables que iban a tu antiguo termostato al nuevo. En caso de que sea una nueva instalación, sentimos decirte que los cables de toma de corriente no vienen incorporados en el paquete.

Recuerda apagar la corriente eléctrica antes de realizar la instalación

Siguiendo el diorama te resultará muy sencillo, pero vamos dejar algunas instrucciones básicas:

  • Los cables de conexión eléctrica deben ir a las clavijas N (el cable neutro) y L.
  • En las conexiones 2 y 3 colocamos los cables que unían nuestro antiguo termostato a la caldera.
  • En la conexiones T1 y T2 irán los cables que lanzan la información al NEST.

No te asustes, todo es realmente sencillo y podrás hacerlo siguiendo la guía que se ofrece con el termostato. Una vez instalado el Heat Link, tan solo queda anclar el NEST a la pared en el que esté tu antiguo programador.

Una vez terminado, colocamos el NEST en su posición (se instala bajo presión) que debe sustituir a tu antiguo programador. Al cabo de unos segundos, se encenderá y ya solo tendrás que vincularlo a tu aplicación del móvil o desde el ordenador. Recuerda que ofrece la opción de uso portátil, por lo que podrás trasladarlo a cualquier habitación de la casa y se conectará por radio frecuencia con tu caldera, por lo que no necesitas tener internet 24h.

Uso del Termostato Nest

Tiene un uso muy intuitivo, usando el cilindro de metal como una ruleta podremos pasar por las diversas opciones que nos aparecen en la pantalla LED. Desde allí, tendremos que realizar la configuración inicial. El primer paso es conectarlo a nuestro wifi, lo que nos dará funcionalidades remotas pero también nos permitirá geolocalizar el termostato. De esta forma, NEST será capaz de conocer la temperatura ambiente y las previsiones climáticas, lo que facilitará el ahorro de consumo.

Una vez configurado, la pantalla LED podrá mostrarnos la temperatura ambiente o la deseada, además de un reloj. Tiene la particularidad de que reconocerá tu presencia en la habitación, por lo que no te preocupes si se enciende por un breve periodo de tiempo: te está dando la bienvenida y te informa de la temperatura de tu casa.

Modo de uso

El modo de uso es realmente sencillo. Con un simple click sobre la pantalla podremos entrar en el menú y con la ruleta metálica podremos ir navegando por las diversas opciones. Todo de forma intuitiva y sencilla y sin necesidad de aprender grandes instrucciones. Y ¿qué hay que hacer para regular la temperatura? Simplemente gira la rueda para seleccionar la temperatura que desees.

Además, puedes controlarlo desde la app para el teléfono. También de forma muy sencilla, podrás ver el calendario de actividad y las temperaturas seleccionadas a lo largo de la semana, por lo que en muy corto espacio de tiempo tu NEST conocerá tus necesidades y será capaz de adelantarse a ellas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.